Cantarrana Club [2016] [07]
[Música Ilustrada]





[El Sol sale por el Oeste][Cantarrana Club][29/08/2016]


[PODCAST]




[00] Bandas Sonoras / Cabeceras / Caretas / Jingles. No todo va a ser para escuchar en un escenario o en un reproductor MP3, o bailarlo y brincarlo en el club o en la verbena del pueblo.

A veces la música se puede ver. O jugar. O danzar. O disparar cañones. O aprender algo de pintura.

Los hay que ilustran cuadros con su música. O grabados. O caprichos. También los hay que componen música para que otros la coreografíen, y a veces toman como referencia ritos y fiestas ancestrales.

Hay otros que reciben un encargo de un productor teatral y les crean el tema central de su nuevo montaje escénico. Por haber, hasta los hay que fabrican música para que acompañe una recreación de una importante batalla, y acompañe al fuego real y a los cañonazos y a cientos de soldados.

Hay quienes componen musiquillas para acompañar videojuegos de adolescentes. Hay algunos que ofrecen sus composiciones para que otros metan texto rapeado en ellas. Se llaman Beats Maker y es un nicho de mercado que se ha disparado con el resplandecer del Hip Hop.

Y luego está Miguel Ángel Gragera. Que lo mismo te hace un roto que un descosío. No puede negar que es hijo de sastre.

[01] Durante 2010 Erizonte compuso junto a Scud Hero una obra contemporánea en forma de suite, de corte electroacústico, repartida en ocho movimientos y una obertura para acompañar la exposición de los 80 grabados que conforman la serie Los Caprichos de Francisco de Goya. Con el patrocinio de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) se ha presentado en el Día Internacional de los Museos en la Pinacoteca Nacional de Lituania, ejecutándose durante la muestra de los 80 grabados.

Detrás de Erizonte está Julián Sanz Escalona. Nacido en Madrid en 1963, y con ascendencia extremeña (de Alía, concretamente) creó en 1.980 su primer grupo Los Presumidos junto a Ángel Castillo Villar y Juan Patricio Juan Barroso, al que posteriormente se incorporó como cantante José Javier Pérez Corcobado.

Después vino La Fundación, en la «onda siniestra».

En 1984, junto con Corcobado, monta Mar Otra Vez. Palabras mayores. Por su clara orientación post-punk y no-wave, y por su innovación en la música experimental se convirtió en referencia dentro del movimiento musical originado en la movida madrileña. Posteriormente, fue considerado grupo de culto para muchos aficionados a la música creando escuela con grupos de España y de otros países como México.

Julián Sanz Escalona funda Erizonte en 2002 y publica su primer disco Oí llover… e hice caso. En marzo de 2010 publica su álbum Work in Progress en el sello Discos Necesarios y con el productor Scud Hero quien también se ocupó de los arreglos.

Detrás de Scud Hero está Javier Escudero. Poco más se puede añadir de él en Cantarrana.

[02] Recordanzas se estrenó en 1994. Fue un intento promovido por el gobierno regional de revisar en clave contemporánea el riquísimo patrimonio cultural, festivo y folklórico de Extremadura.

Se contó con profesionales del teatro como Javier Leoni, Pedro Antonio Penco o José Fernando Delgado.

La banda sonora la compuso Mariano Lozano, quien inició con Recordanzas un periodo intenso de colaboración con artistas extremeños que continuó con el espectáculo Ajo de peces, y que se mantiene hasta nuestros días. Mariano Lozano firma la banda sonora de Marco Aurelio, el montaje extremeño con el que finalizan en 2016 las representaciones del Festival de Mérida.

En Recordanzas aparecen momentos claves de nuestra antropología como el Jarramplas de Piornal, los Empalaos de Valverde de la Vera, los Negritos de Montehermoso o las Carantoñas de Acehúche.

[03] TAPTC? Teatro estrena su montaje Aguas tan frías que hielan el corazón en 1999. Perroflauta compone e interpreta la banda sonora.

Calle Cuba. Mérida, claro. Detrás de la estación de autobuses. Lo que allí se está fraguando desde finales del 96 hará cambiar para siempre nuestra música. Por allí aparecen Markos Bayón, Gecko Turner, Cesarín, Dieguito Antúnez y el Dr. Robelto. Ya nada será igual. Sí, claro, por supuesto, estamos hablando de Perroflauta. La palabra mágica de la que mucho listillo de por ahí fuera se quiere apropiar.

Perroflauta es un delta donde confluyen las aguas impetuosas de Bajos Instintos, Sister Jane, The Animal Crackers, The Reverendoes…que es como beber del tarro de las esencias sincopadas. Bayón bros y Turner.

Perroflauta es un caballo desbocado de inquietudes, de ideas musicales y vitales, un grito de guerra que traspasa fronteras sonoras y estéticas. ¡Perroflá también eres tú! Perroflauta es una escuela por la que pasan nombres de una calidad a fuerza de bombas y de mainstream.

Perroflauta es una cartografía que traza caminos entre Extremadura, África y Brasil. Un mapa donde conviven el candil y la menina puerta con puerta en una vecindad que enamora y reconforta a cada segundo. Durante ocho años todos fuimos afromeños. Además, Perroflauta es el lugar en el que conocimos a Diego Antúnez, y Diego, para Cantarrana, es palabra mayor.

Los trabajos de Perroflauta son de escucha obligatoria. Desde 1º de la ESO hasta la antigua Reválida. Para hacerles un monumento.

La noche que tocaron su Zascandil en el Teatro Romano ya ha pasado a la historia. La tarde que tocaron en la Expo de Hannover también. En el camerino improvisado de aquel pabellón de corcho nacieron los primeros brotes, la primera idea de lo que luego ha sido el Proyecto Cantarrana. Ellos nunca lo supieron. No hay nada más que decir.

[04] Desde 1999 hasta 2014 todos los 16 de mayo cientos de soldados han recreado en los campos próximos La Batalla de la Albuera con esta música de Rades, y con fuego real y cañonazos.

Que por mayo es por mayo cuando la trouppe de Paco Carrillo y Olga Estecha toma, en son de paz, los campos y los campamentos festeros de la Albuera. Han pasado casi 15 años desde que llegaron por primera vez para hacer suyos los versos de Lord Byron. Campo de Gloria y dolor.

La Batalla de La Albuera fue aterradora. Tuvo lugar el 16 de mayo de 1811, cuando las romerías isidriles, cuando están los campos en flor, que por mayo era por mayo. Y sí, claro, se enmarca en las guerras napoleónicas. Y sí, claro, nadie salió victorioso. Todos perdieron. Todos perdimos. Sobre todo nosotros.

Has de ir, viajero, a mediados de mes a La Albuera. Verás a los ejércitos y verás estrategias y desfiles. Y escucharás una música atronadora que eleva el espíritu y emociona el alma y enciende el ardor guerrero.

[05] Miguel Ángel Gragera comienza su andadura musical allá por 1991. En 1993 recibe como regalo una guitarra eléctrica firmada por Lou Reed y Moe Tucker por su participación en un sorteo en Radio 3.

Este hecho parece sellar su destino, pues al poco tiempo forma su primer grupo.

Bajo el nombre de Ecce Homo reúne a una serie de amigos en verano de 1993 y compone una docena de canciones, pero al poco tiempo ha de marchar a estudiar fuera de Extremadura y continúa como Ecce Homo pero en solitario, lo que le da la oportunidad de conocer y empezar manejar herramientas e instrumentos electrónicos.

Entre 1996 y 1999 graba varias demos de tintes dark ambient y trip hop, aunque nunca llega a publicar estas demos.

Entre 1999 y 2005 graba y produce a una docena de proyectos extremeños, sobre todo a grupos emergentes de Montijo como Súper 8Nude3 al SonDiva, Roscaflora, The Six Machine, etc.

En 2003 una de sus piezas musicales bajo el título de Fonosfera sirve como ilustración sonora a la exposición de Blas M. Parejo en la Sala Generadores de Arte de Maquinarte (Badajoz). La música de Gragera siempre tuvo un claro componente visual.

En 2005 forma el grupo musical Cajón de Sastre junto a Carolina Piñero, con quien aún mantiene relación musical y de pareja.

En 2006 compone y produce la sintonía con la cual Canal Extremadura TV comienza su emisión en pruebas, creando posteriormente numerosas cabeceras musicales, ráfagas y caretas para programas televisivos emitidos por Canal Extremadura entre 2007 y 2011: Bravo por Extremadura, Al Oeste, El Vuelco de tu Vida, Ecos, Esfera, Más que Dos, La Isla de Viernes, Fiestas en Extremadura, etc.

Miguel Ángel se aparta de la composición musical para la imagen durante algún tiempo para centrarse en su proyecto más personal, Cajón de Sastre, publicando 2 discos entre 2010 y 2014.

En 2014 regresa a la imagen componiendo música para una serie de documentales de la Red de Espacios Protegidos de Extremadura.

[06] En 2015 produce la B.S.O. de Venidos del Cielo, una producción de 1080 Líneas, con quienes también trabaja en este 2016 en la B.S.O. de Dehesa.

El fragmento para escuchar se presenta bajo la locución de José María del Río con un guión escrito por Javier Ortega, respetando, de esta manera, la integridad de la obra documental.

[07] Detrás de 5mentarios se descubre el nombre de Jorge González. Le conocemos como miembro de KPF, uno de los proyectos de rap más contundentes de nuestro territorio.

Los llaman BeatsMaker. Es decir los que crean los instrumentales que luego escuchamos en un tema de rap. No les gusta decir que crean “las bases”, o la “banda sonora”, pero en el fondo es lo que hacen.

Luego viene el MC (el master of ceremony) y sobre esa base, ese instrumental “canta” o “rapea” su texto.

A veces el beatmaker es también el productor del tema. A veces también es el DJ. En los últimos años productores y creadores musicales se han lanzado a componer bases y ponerlos a la venta. Interesante nicho de mercado.

[08] Detrás de Ícaro Caído está Manuel Martínez Frutos, de Monesterio, el kilómetro cero del pop en Extremadura. En torno a 2010 crea música para videojuegos. Manuel pertenece a una de las sagas musicales más brillantes de nuestra música patria. (Los) Riscos / SkupeGuadalupe / Ícaro Caído.

Los Riscos estuvieron en activo entre los años 1959 y 1986. Cuando en Cantarrana hablamos de los inicios de los inicios, nos referimos a ellos como el origen de la cultura pop en Extremadura. Desde Monesterio aportaron un soplo de frescor y de hedonismo a días que difícilmente tornaban del gris a los colores chillones y los pantalones de campana. Riscos fue, eminentemente, un proyecto familiar. Conservamos sus primeras grabaciones en singles de 45 RPM que transitan desde los esplendores del pop bailón de la época hasta un embrionario rock progresivo, según se iban dejando crecer el pelo. La semilla que plantó Los Riscos brotó años más tarde en torno a un colegio mayor universitario.

Los hermanos Frutos, hijos y nietos de Riscos, ponen en marcha el que ha sido, probablemente, el proyecto musical más europeo del rock hecho en Extremadura. Skupeguadalupe nació en 1995. Por esos avatares de la vida un joven teutón se une a ellos y da comienzo, de esta forma, una aventura musical esplendorosa y única en nuestro territorio. Con tres discos en su maleta se recorrieron media Europa sorprendiendo con su rock de sustrato rural y sus textos sucios. Ni que decir tiene que fueron unos adelantados a su tiempo.

A pesar del olvido al que le sometió la crítica musical, Skupeguadalupe forma parte de nuestro árbol de la ciencia. Una referencia indispensable en nuestra geografía sonora. Digan lo que digan por ahí fuera.

En la actualidad la saga Frutos – Riscos sigue viva. Manuel Martínez Frutos, la mitad de Skupe, propone un personal paseo íntimo que conocemos como Ícaro Caído, y que mantiene activa la llama musical que se inició hace más de medio siglo en el Sur, en Monesterio, con una orquestina para amenizar los primeros besos furtivos.



[PLAYLIST]

..
..
..
..............
..........